Vitaminas para el sistema inmunológico

Nuestro organismo necesita nutrientes para funcionar de forma óptima, y de forma natural se obtienen de las frutas, verduras, carnes, legumbres y otros alimentos que consumimos en el día a día.

¿Qué son las vitaminas?

Las vitaminas son sustancias que pueden tener un origen orgánico (animal o vegetal) o inorgánico (tierra o agua) y que son muy importantes para mantener la salud del organismo humano ya que contribuyen con el funcionamiento celular, el crecimiento y el desarrollo normal.
Cada vitamina contribuye con alguna función importante en el organismo, por lo que una deficiencia o carencia vitamínica puede provocar problemas de salud. Esta situación se da cuando no consumimos la suficiente cantidad de verduras, frutas, legumbres, granos integrales, productos lácteos enriquecidos, entre otros que pueden ayudar a reducir el riesgo de problemas de salud como enfermedades cardiacas, cáncer, osteoporosis, entre muchas otras.

Tipos de vitaminas

En general, existen dos tipos de vitaminas: las liposolubles, y las hidrosolubles:
Vitaminas liposolubles. Son solubles en grasas y se pueden almacenar en el cuerpo, en este grupo encontramos las vitaminas A, D, E, y K.
Vitaminas hidrosolubles. Son solubles en agua y el cuerpo no puede almacenarlas, en este grupo se encuentran las vitaminas C, las del complejo B, como B6, B12, la niacina, la riboflavina y el ácido fólico. En este tipo de vitaminas, las que no usa el cuerpo se eliminan a través del torrente sanguíneo, la orina o sudor.

Funciones básicas del sistema inmunológico

El sistema inmunológico es el encargado de la defensa natural del cuerpo para luchar contra las sustancias ajenas al cuerpo: bacterias, virus y microorganismos causantes de enfermedades. Este sistema se forma por los glóbulos blancos o leucocitos, que se forman a partir de las células madre de la médula ósea, entre estos se encuentran los linfocitos B y T, linfocitos granulares, monocitos, células asesinas naturales, vasos sanguíneos y linfáticos los cuales permiten que las células circulen por todo el sistema inmunológico y, de esa forma, detectan a los antígenos.
Entre más fuerte se encuentre el sistema inmunológico, mayor éxito tendrá en protegernos para rechazar los microorganismos, eliminar las células tóxicas y superar las enfermedades o prevenirlas.
Dentro de los factores que influyen en el sistema inmunológico se encuentra hacer ejercicio, mantener un peso saludable, una alimentación balanceada y no fumar. Además, las vitaminas son indispensables para fortalecer las defensas y combatir a los agentes patógenos para que no causen enfermedades o estas tengan un curso leve en el organismo.

Vitaminas que fortalecen el sistema inmunológico

Vitamina A

La carencia de esta vitamina es la más frecuente alrededor del mundo, junto con la de hierro y yodo; se manifiesta como pérdida de visión, ceguera nocturna, propensión a las infecciones en vías respiratorias y padecimientos intestinales, ya que la vitamina A actúa a modo de barrera que protege al intestino contra los gérmenes.
Al consumir alimentos o suplementos de vitamina A ayudaremos a formar glóbulos blancos diferenciados, especialmente linfocitos que producen anticuerpos protectores del conducto digestivo. Por su parte, el betacaroteno, que es precursor de la vitamina A ayuda a impedir que se desarrollen enfermedades autoinmunes.
Si se consume en combinación con la vitamina D, el fortalecimiento del organismo será aún mayor.

Vitaminas B

Las vitaminas del grupo B: B6, B12 y B9 participan en la formación de proteínas protectoras del sistema inmunológico y el ADN, ya que se relacionan con la mejora de síntomas en enfermos graves.
La carencia de esta vitamina se manifiesta como mayor riesgo de enfermedades parasitarias, deficiencias inmunitarias, caída de cabello, piel seca, entre otras condiciones.

Vitamina C

Es una de las más conocidas para la prevención de enfermedades de las vías respiratorias y se recomienda especialmente en niños y personas mayores, pero los deportistas también aprovechan sus beneficios.
Los estudios demuestran que los niveles de vitamina C descienden durante una infección y que una administración adecuada ayuda a reducir resfriados, neumonía, malaria y diarrea.

Vitamina D

Esta vitamina tiene un papel importante en la metabolización del calcio y el fosfato, así como una función esencial en la defensa inmunitaria la cual se ve reforzada en combinación con la vitamina A.
Antes del invento de los antibióticos, los pacientes de tuberculosis se trataban con aceite de hígado de bacalao y la exposición solar; hoy se sabe que esta terapia funcionaba por la cantidad de vitamina D que se absorbe por efecto de los rayos UV y facilita la formación de catelicidina, sustancia antimicrobiana que produce el mismo organismo y que combate las bacterias de la tuberculosis.
La carencia de vitamina D se relaciona con mayor riesgo de padecer enfermedades de las vías respiratorias.

Vitamina E

Si bien parece ser una sola vitamina, en realidad es un grupo de 8 vitaminas liposolubles, entre las que destaca el alfa-tocoferol, uno de los antioxidantes más importantes y que protegen contra los radicales libres, protegiendo a las membranas y paredes celulares de las moléculas dañinas. Esta vitamina también ejerce funciones de fortalecimiento del sistema inmunológico, reduciendo las infecciones respiratorias especialmente en combinación con la

¿Debo tomar vitaminas?

Algunas condiciones de salud provocan una absorción inadecuada de ciertas vitaminas, mientras que otras personas tienen niveles inadecuados por la falta de consumo de alimentos que las contienen. Asimismo, algunos pacientes de enfermedades autoinmunes se ven beneficiados con el consumo de vitaminas debido a que el sistema inmunológico actúa contra sí mismo en casos como esclerosis múltiple, psoriasis, artritis reumatoide, entre otras.
Lo más importante es consultar con el especialista si es recomendado para tu caso particular el consumo de ciertas vitaminas, o de multivitamínicos que se complementen y refuercen a tu organismo.

En Vida es Primero somos una tienda especializada donde podrás encontrar suplementos vitamínicos para reforzar a tu sistema inmunológico. Encuentra con nosotros las vitaminas que necesitas, adquiérelas en línea y recíbelas en la comodidad de tu hogar.

Vitaminas para el sistema inmunológico