Todo sobre las bebidas isotónicas

Actualmente, las bebidas deportivas se consumen de forma común. Ya sea en temporada de calor, para reponerse después de una noche de tragos, o al terminar el entrenamiento físico, una bebida isotónica parece la mejor opción para hidratarse. Incluso, algunas personas las toman en reemplazo de sueros para reponer electrolitos en caso de fiebre o malestares estomacales.

Sin embargo, no todas las bebidas son iguales ni sirven para lo mismo. Por ello y para que tengas más claridad al momento de elegir, en esta nueva entrada del blog de Vida es Primero te contaremos todo lo que debes saber sobre las bebidas isotónicas. Acompáñanos a leer.

¿Qué son las bebidas isotónicas?

Las bebidas isotónicas, rehidratantes o deportivas son una mezcla de agua, hidratos de carbono de absorción rápida y sales minerales como potasio, cloro, magnesio y sodio cuya misión es compensar la pérdida de electrolitos para absorber el agua perdida por el sudor. Son recomendadas para después del entrenamiento porque los carbohidratos como la glucosa, sacarosa, dextrosa y fructosa aportan energía adicional para el entrenamiento.

Se diferencian de las bebidas energizantes porque no contienen sustancias que estimulen al sistema nervioso, como la taurina o la cafeína. 

Beneficios de las bebidas isotónicas

Las bebidas isotónicas ayudan a los deportistas a compensar rápidamente la pérdida de sales minerales y agua durante el entrenamiento para prevenir una baja en su rendimiento deportivo durante partidos, maratones o competencias. 

Tomar una de estas bebidas ayuda a prevenir calambres, irritabilidad, boca seca, cansancio y los riesgos que todo esto conlleva, como el de una lesión por mareo.

¿Cuáles son las funciones de las bebidas deportivas?

Las bebidas isotónicas contienen hidratos de carbono de cadena corta, los cuales son azúcares de absorción rápida, es decir, aportan energía rápidamente y desaparecen de la sangre con la misma velocidad. Por ello, su principal función es ayudar a que el deportista mantenga y aumente su rendimiento deportivo. 

Por otro lado, al contener sodio y potasio (dos sales minerales que ayudan a prevenir la deshidratación), las bebidas isotónicas ayudan a impedir la deshidratación y reponer rápidamente los electrolitos perdidos por el sudor. Esta función es aprovechada en otras circunstancias fuera del contexto deportivo.

¿Cuándo se recomienda tomar y en qué medida?

Durante la práctica deportiva

La sed es una señal de que el organismo ya está deshidratado, por lo que es importante empezar a beber agua antes de que se presente. En la práctica deportiva, lo ideal es tomar el 50% de la bebida antes del entrenamiento, maratón o partido, y el resto tomarlo en pequeños sorbos durante la actividad para no perder el rendimiento.

Después de una intervención bariátrica

Después de una cirugía bariátrica, como un bypass gástrico, los pacientes entran en una etapa de dieta líquida. Sin embargo, el agua natural puede sentirse un poco pesada, por lo que es común tomar bebidas isotónicas frías durante las dos primeras semanas para reponer electrolitos.

Por otro lado, tienen una concentración similar a la sangre de líquido, azúcares y sal parecida a la del plasma sanguíneo, aportan glucosa y se pueden tomar a una velocidad menor a la del agua, lo que es indispensable tras una cirugía bariátrica para acostumbrar al estómago a su nueva forma y capacidad.

Fiebre, diarrea y vómito

Las bebidas isotónicas suelen recomendarse para mantenerse hidratado, ya que suelen ser mejor tolerados que el agua en caso de fiebre, vomito y diarrea, ayudando en la reposición de líquidos y electrolitos perdidos, así como en el control de las náuseas.

¿En qué medida beberlas?

Lo ideal es no excederse en el consumo de bebidas isotónicas, es decir, no tomar más de una por día en caso de hacer ejercicio físico de alta intensidad por más de una hora o en un clima muy caluroso; por ejemplo, correr un maratón, jugar partidos de futbol, basquetbol, practicar halterofilia u otros deportes. En caso de fiebre o después del bypass, debes seguir las indicaciones del médico.

Se sugiere que estas bebidas se consuman después de los 16 años, ya que antes de esa edad no son necesarias para el organismo por su alto contenido en carbohidratos. En niños y adolescentes, su consumo debe limitarse a la recomendación del médico en cuadros de fiebre o deshidratación.

¿Qué hay que tener en cuenta a la hora de comprar bebidas isotónicas?

Existen diferentes marcas de bebidas isotónicas y todas son diferentes en cuanto a composición. Algunas sí pueden ser consumidas a diario y por niños, mientras que las más comerciales contienen mucha azúcar y colorantes nocivos para la salud. Elige las bebidas de mejor calidad y que se adapten a los requerimientos de tu entrenamiento o condición de salud.

En la tienda en línea de Vida es Primero encontrarás las mejores bebidas isotónicas que te aportarán los iones necesarios para hidratarte, mejorar tu rendimiento físico y mental, y cuidar tu figura al evitar los excesos de azúcar. Navega por nuestra tienda naturista y descubre todos los productos que tenemos para ti.

Todo sobre las bebidas isotónicas