Pastillas de ajo negro, ¿qué son y para qué sirven?

Todas las personas conocemos el ajo y sus beneficios dentro de la cocina, pero hay una variante menos conocida y cuyos beneficios han sido estudiados desde la perspectiva de la salud y calidad de vida. Si te preguntas sobre las cápsulas de ajo negro para qué sirven, quédate a leer porque a continuación te contaremos cuáles son sus propiedades. ¡Comencemos!

¿Qué son las pastillas de ajo negro?

El ajo negro es un tipo de ajo caramelizado por medio de una reacción fisicoquímica por calentamiento durante varias semanas, que le da un color oscuro, un aroma y sabor ligeramente dulce a los bulbos, con un toque ligero a vinagre balsámico.

Su uso fresco es común en la cocina internacional, pero también es un ingrediente para formular suplementos alimenticios con muchos beneficios para la salud gracias a que tienen un alto contenido en arginina. Actualmente podemos encontrar pastillas o cápsulas de ajo negro para facilitar su ingesta y mejorar la absorción de sus propiedades.

Propiedades del ajo negro

La alicina presente en el ajo negro es la responsable de sus propiedades, que son:

  • Antioxidante. El ajo negro es un poderoso antioxidante, más efectivo que la vitamina E, ya que que contiene los ocho aminoácidos esenciales para el organismo. Su principal efecto es evitar el envejecimiento al propiciar la regeneración celular.
  • Fortalece al sistema inmunitario. Su consumo mejora la fuerza física, ayuda a prevenir enfermedades porque aumenta la acción de los linfocitos y macrófagos, lo que mejora la función de los glóbulos rojos para estimular la respuesta inmunitaria ante infecciones. Además es un antibiótico y antiséptico natural, por lo que ayuda a combatir las enfermedades.
  • Hipolipemiante. Baja los niveles de colesterol LDL (el malo) en la sangre, lo que evita el endurecimiento de las arterias por la grasa acumulada y ayuda a tener un mejor control de la presión arterial.
  • Vasodilatador. Disminuye la presencia de agentes vasopresores (como la grasa), lo que favorece la vasodilatación y el retorno venoso, ayudando a evitar la presión alta y la formación de coágulos.
  • Hipoglucemiante. Tiene un efecto en la generación de glucosa, por lo que reduce el azúcar en la sangre y mejora la producción de insulina.
  • Depurativo. Ayuda a mejorar la excreción de sustancias de desechos del organismo.

¿Ajo blanco o negro?

¿Ajo blanco o negro?

El ajo blanco es uno de los condimentos más usados en la cocina, y también uno de los alimentos más saludables que existen gracias a la alicina que le otorga propiedades similares a las del ajo negro, el cual adquiere características organolépticas (de textura y sabor) por el proceso de calentamiento, que transforma el ajo blanco crudo en negro, le da un sabor y olor más agradable que el blanco, y sus propiedades se exacerban.

Tanto las cápsulas de ajo negro como los dientes naturales son muy similares al blanco, pero su diferencia más significativa es en la efectividad al prevenir y coadyuvar en el tratamiento de enfermedades cardiacas, metabólicas y respiratorias.

¿Para qué sirve el ajo negro?

Prevención de enfermedades cardiacas. Ya que el ajo negro reduce el colesterol y la presión arterial, evita la formación de coágulos y favorece la circulación sanguínea, su consumo ayuda a disminuir la probabilidad de padecer enfermedades cardiacas o de sufrir eventos como un infarto.

Prevención del síndrome metabólico. Gracias a que reduce el colesterol y la glucosa en la sangre, el ajo negro previene el síndrome metabólico, por lo que protege al cuerpo de padecimientos cardiovasculares y endocrinos como la diabetes tipo 2.

Mejora la circulación. Dentro de los beneficios del ajo negro se encuentra la vasodilatación, que favorece el retorno venoso para combatir las várices, evitar la formación de coágulos o endurecimiento de las arterias. Además, este proceso ayuda a desinflamar el organismo y a desechar mejor las toxinas a través del sistema linfático.

Prevención y tratamiento de enfermedades. Muchas personas se preguntan que enfermedades cura el ajo negro, y como tal no cura ninguna, pero fortalece al sistema inmunitario que combate a las enfermedades como infecciones o resfriados.

Mejora las funciones cognitivas. Gracias a que el flujo sanguíneo es óptimo, la sangre llega mejor al cerebro favoreciendo las funciones cognitivas como la memoria, la capacidad de atención, retención y concentración.

Coadyuvante en dietas de adelgazamiento. Por sí solo, el ajo no hace adelgazar, es un complemento ya que ayuda a disminuir el colesterol, la glucosa, tener una mejor producción de insulina, eliminar grasas y toxinas a través del sistema linfático, por lo que mejora los resultados de la dieta equilibrada y el ejercicio.

Combate padecimientos respiratorios. El ajo es un antibiótico natural que ayuda en casos de rinitis, sinusitis, alergias y asma al potenciar la respuesta inmunitaria.

Si bien los beneficios de las cápsulas de ajo son muchos, debes consultar a tu médico antes de consumirlas para coadyuvar algún tratamiento, o en forma de suplemento para prevenir enfermedades.

¿Cómo se toma el ajo negro?

¿Cómo se toma el ajo negro?

Podemos encontrar el ajo de forma natural y prepararlo para que se vuelva negro y usarlo para cocinar o consumir los dientes de ajo, o bien, encontrarlo en presentaciones de polvo, cápsulas y pastillas; estas últimas son la forma más utilizada porque se contienen arginina, selenio, azufre y flavonoides (los componentes del ajo) así como otros aceites que suavizan su sabor natural, que suele ser desagradable para muchas personas.

Si optas por las cápsulas o pastillas de ajo debes ingerir de 2 a 3 al menos 40 minutos antes del desayuno para que no interfieran los nutrientes de los alimentos con los del ajo y aprovechar al máximo sus propiedades. Asegúrate de tomar mucha agua para tragarlas sin dificultades y ayudar a que lleguen al estómago, y no las consumas de noche porque es un energizante que puede provocar insomnio.

¿Cómo se hace el ajo negro?

El proceso para obtener ajo negro es lento y complejo ya que se deben poner a cocer a una temperatura aproximada a 60°C en un ambiente húmedo en un periodo aproximado de un mes. Al finalizar se obtiene un ajo con textura suave, pegajosa, de color marrón a negro y sabor entre dulce y ácido.

Precisamente al ser tan complejo, lo ideal es adquirirlo en forma de suplemento para aprovechar sus beneficios al máximo. Si bien es un producto natural, que no conlleva efectos secundarios ni nocivos, reiteramos la importancia de consultar con tu médico antes de consumir este y otros suplementos alimenticios.

En Vida es Primero somos una tienda especializada en suplementos alimenticios que mejorarán tu calidad de vida. En nuestra tienda en línea encontrarás cápsulas de ajo negro que puedes adquirir y recibir en la comodidad de tu hogar.

Usos de las pastillas de ajo negro